Desalambrar

Noticias de Moreno y la Región


TESTIMONIO DIRECTO –

La voz de Jorge tiene un registro, una secuela del tratamiento que enfrentó para superar el cáncer en su garganta. Repasa aquellos años de empleo formal hasta que aparece la enfermedad en su vida. Perdió el tren de la estabilidad y subió a la batería de asistencia social que brinda el Estado. Fue su hermana que le acercó la propuesta del Frente Federal Kompromiso y Kambio Moreno. Fotocopia del DNI e ingreso a algo que Jorge no sabe si es Salario Social Complementario, Potenciar Trabajo o algo que poco tiene que ver con una cooperativa.

Lo cierto es que aguardó ese día de diciembre para retirar 17 mil pesos. En su billetera electrónica, que es lo que deben habilitar los beneficiarios nada había. Fue hasta el banco y vio el mismo resultado. La referente de la organización le explicó a él y a otras 20 personas que por no «haber trabajado» del monto total deberían entregarle 12 mil pesos. La función, la tarea nunca les fue asignada, declara el hombre que pensaba tener algo en las fiestas.

Con honestidad y sin excusas, explicó la trama desde algo que él llama bronca y uso: