Desalambrar

Noticias de Moreno y la Región


La Presidenta de AySA Malena Galmarini estuvo en la terna final del Premio Mundial a la Mujer Líder del Agua, que se entrega cada dos años, y al que fueron postuladas mujeres destacadas del sector de todo el planeta.
Aunque en esta oportunidad no fue elegida como ganadora del certamen, la presidenta de AySA se destacó por su labor en la empresa, la cual es reconocida tanto a nivel latinoamericano como global.
En la edición 2020/21, Malena fue superada por la defensora del saneamiento Nafisa Barot, que fue reconocida por utilizar su papel en la ONG Utthan en Gujarat, India, para influir en las personas y las políticas en torno al agua, la justicia de género y el desarrollo sostenible.
Como bien indica el sitio web de la Asociación Internacional del Agua (IWA), el premio Mujeres en el agua “reconoce y celebra el liderazgo femenino en el campo del agua. Destaca a aquellas mujeres que trabajan en el sector y que, a través de su liderazgo demostrado, han tenido un impacto positivo significativo en el desarrollo de la industria”.
Malena Galmarini es referente destacada del sector gracias a la cantidad de obras de expansión (más de 800 en distintas etapas) que ha desplegado en el área de concesión de la segunda empresa de agua y saneamiento de América Latina y número 5 del mundo, por promover la igualdad de género, por impulsar la innovación e internacionalización de la organización, mejorar el acceso al agua y el saneamiento en barrios populares e impulsar al agua como política estratégica nacional junto a autoridades gubernamentales.

“Todo premio es importante y me da felicidad. Desde que llegamos, nos propusimos con mi equipo generar una mirada más social, y lo estamos logrando. Estamos construyendo un acercamiento con los usuarios y usuarias, generando un puente con la empresa. Siempre digo que un presupuesto habla más que las propias palabras, y con la decisión del presidente Alberto Fernández y el ministro Gabriel Katopodis, podemos llevar adelante este plan con presupuesto, con trabajo, con perspectiva y con mucho orgullo”, expresó Galmarini.

En las ediciones anteriores las ganadoras fueron Akissa Bahri de Túnez, Rose Kaggwa de Uganda y Sue Murphy de Australia. La postulación de Malena Galmarini fue realizada por trabajadores de AySA, quienes siguieron paso a paso el exigente proceso de selección que se extendió desde julio de 2020 a mayo de 2021.

Malena es también la arquitecta de la iniciativa Women Who Water the World, que tiene como objetivo aglutinar a las mujeres del agua de todo el mundo y que será lanzado en breve. 

La diputada provincial Débora Galán es la referente del FR Mujeres de Moreno y forma parte de las referentes provinciales que tiene Malena Galmarini en su equipo. Al respecto indicó: “Malena Galmarini es la primera mujer en ocupar el más alto puesto jerárquico en AySA. Recuerdo que cuando asumió un sector de la población que se resiste al empoderamiento de las mujeres, criticaba que no era idónea por ser licenciada en Ciencia Política. Ese es el problema que tenemos mujeres y las disidencias en el ámbito de la gestión pública y la política. Nos exigen más. Nosotras, también, somos más autoexigentes por supuesto. Pero todo es parte del sistema que todavía tiene características machistas. La violencia política es más notoria porque lo que antes era una cuestión de códigos, no decir lo que vivíamos las mujeres, hoy rompimos el silencio”. 

La diputada agregó que Malena Galmarini “es de esas dirigentas que genera alianzas estratégicas con distintos sectores para cumplir objetivos, sin perder la impronta feminista. Esa impronta, la puso en Aysa. La impronta de la Justicia Social y los Derechos Humanos. Desde el servicio hacia la población de usuarios y usuarias, lleva adelante una tarea titánica en el tratamiento de agua potable, saneamiento y cloacas, porque sabe que es un recurso que combate el hambre, enfermedades y que es indispensable en la elaboración de alimentos, es uno de los recursos de la humanidad más valioso”. 

Sobre el funcionamiento de AySa indicó que la gestión de Galmarini “implementa políticas de en materia de equidad de género, como igualdad de oportunidades y trato. Una característica fuerte es la transparencia, tanto de la información como de las obras. Además, lleva adelante programas educativos y culturales sobre el agua”.