Desalambrar

Noticias de Moreno y la Región


LA PALABRA DEL PRESIDENTE DE BLOQUE –

Es la voz del oficialismo en el Concejo Deliberante. Su palabra tuvo todo el peso de quien sabe defender el proyecto situado en la historia que recorrió en el llano. Lucas «El Capitán» Franco, mostró en la sala de sesiones un documento respecto al valor por cuadra servida que hoy se le reconoce a Consorcio Trébol: «Lo de la facturación mensual de la empresa, comparándola con el potencial ahorro que eso implicaría si sostenemos y valoramos el ahorro que este nuevo sistema propone, ronda los 80 millones de pesos, no los 60. Voy a compartirles luego a todos los concejales/as aquí las facturas, hay una por 68 millones y dos por la frecuencia 12 que estuvimos relatando hoy, por 5 millones y pico, no quiero dar exacto porque son muchos números y voy a cansar. Eso nos pone cerca de los 80 millones de pesos, cabe destacar los procesos de readecuación de precios que son dos al año, la empresa aceptó que la readecuación de precios que se dio a mitad de año fuera de la mitad de lo que correspondería. Si ese proceso de negociación con la empresa por la condición económica del Municipio no se hubiera llevado adelante esta factura sería aún más abultada y también al momento de culminar este contrato habrá otro proceso de readecuación de precios que lo va a llevar a un número mayor. En esta factura están incluidas las cuadras servidas con la técnica de la frecuencia 12, esto es lo que nos permite proyectar un crecimiento en la zona servida y no un decrecimiento, con el número estanco y sin las precisiones. Lo he visto en los medios de comunicación también, una boleta mucho más antigua que esta y mucho menor, se hablaba de una proyección de un ahorro mucho menor. El otro elemento es que lo que compone el pliego es un presupuesto y la proyección económica que incluye entre otras cosas la carga impositiva, una de las modificaciones que hicimos al proyecto es que se va a tener en cuenta al momento de evaluar la pre adjudicación el orden jurídico y tributario de los oferentes. Incluir en el presupuesto, cuando uno presupone y pone condiciones a lo que va a poder gastar debe incluir la carga impositiva por el servicio y en este caso es el 21% de IVA + el 3% de Ingresos Brutos, por lo cual eso también es un componente en esa cuenta que se saca de lo que se gastaría por mes. Ahí adentro está incluido el costo aproximado y proyectado de reparación y mantenimiento de los vehículos que estamos incluyendo en este pliego de bases y condiciones en la totalidad a cargo del oferente. Hay dos cosas que quiero destacar, primero el número real de la boleta actual de este servicio, que es amenguado por un proceso de negociación en la readecuación de precios que va a crecer hacia fin de año y sustenta lo que planteaba hoy de que al momento de renegociar un contrato en manos plenamente privadas estas son las condiciones, el volumen de dinero que termina costándole al Municipio un servicio como este es imposible, esto es uno de los sustentos de esta decisión que estamos tomando y de la que somos parte todos/as aquí. Si uno proyecta el valor unitario de esa cuadra hoy es $218,94 no $190, está aquí en la boleta, por eso hay otro elemento de diferenciación con el proyectado costo de una cuadra con este servicio nuevo. Respecto de las cuadras vuelvo a decir que hay un volumen de cuadras servidas con la frecuencia 12 que hay que descontar porque no son más cuadras sino que es una doble frecuencia, porque es un adicional, que se elimina esta propuesta. Otra de las modificaciones que se charló en las comisiones ampliadas y fue un elemento de debate, se incluye desaparecer la lógica de posibilidad del incumplimiento itinerante del servicio. En la forma que el contrato prevé para la sanción por incumplimiento la empresa puede ir corriendo el incumplimiento, hoy no pasa por una cuadra y tienen hasta pasado mañana para resarcir el servicio, eso, en un esquema de frecuencia 6, hace que hasta sea posible no prestar una parte importante del servicio sin que tengamos los instrumentos legales para proceder inmediatamente a la sanción. Una de las modificaciones que se plantea es la automática sanción sin esa posibilidad de establecer una técnica de incumplimiento itinerante, lo que se está proyectando contratar es la fuerza de trabajo y el eje que sale de la ecuación es el eje de la ganancia empresarial. Yo no cuestiono en este debate el leitmotiv de las empresas, pero si tenemos que poner el valor es el leitmotiv del Estado que es la garantía de servicios y la capacidad de fortalecer los instrumentos de control. Otra de las modificaciones habla de la incorporación a la auditoria interna de este espacio Legislativo que es muy importante. Que podamos participar quienes hoy estamos convalidando este espacio histórico».

AUDIO 1 FRANCO

En su última intervención, como miembro informante del proyecto, Franco respondió a la concejal Agostinelli quien entiende que lo nuevo es otra caja de la basura: «La propuesta de Mariel marca nítidamente un proceso de disrupción con lo que venía sucediendo con el servicio público de recolección de residuos en Moreno. Creo en las aseveraciones de la mayoría de quienes tomamos la palabra, va a haber un ahorro para el Municipio y celebro porque estemos bregando para que se materialice en mejores condiciones de trabajo y de vida para la comunidad y los trabajadores/as municipales. No puedo pensar en que de este debate surjan acusaciones como la construcción de cajas, que se saca una y se pone otra, sobre todo porque si parto del mismo criterio de análisis un ex legislador llamado Leonardo Cóppola que decía que el pliego de 2013 era un lujo para Moreno porque era pensado para otro Municipio, es una opinión súper valida, recuerdo haber polemizado en ese momento con él y demás. Si nos atenemos a esa idea de que por pertenecer a un espacio político somos la continuidad o la propiedad de las definiciones que toman las conducciones de estos espacios también hay que incluir ese suceso histórico en la historia reciente de nuestro Municipio, porque también ese sector de la política convalidó la propuesta de ese momento posible en 2013. Quiero avanzar en la idea de poder pensarnos nutriéndonos de los aportes, reconozco que en este cuerpo se hacen aportes enriquecedores a todas las ordenanzas. No hay una sola Ordenanza que no haya sido modificada con el aporte de todos/as los que estamos aquí, quiero que nos podamos permitir no solamente mirar hacia adelante con la idea de que estamos abriendo un camino distinto para Moreno sino no arrancar ese proceso, no solamente con acusaciones infundadas. No vine acá a votar ninguna caja, vine a un camino para construir el Moreno que soñamos y por el que peleamos todos los días, celebro que estemos pudiendo arribar a conclusiones y síntesis que nos permitan entrar en ese camino. Decirle a alguien aquí que está votando por sí o por no el sostenimiento, el mantenimiento o la construcción de una caja me parece que no se corresponde con el tenor de los debates que tuvimos hoy acá, no me atrevo a decir que quienes se manifiesten por la negativa de esta propuesta estén sosteniendo una caja porque están emitiendo las opiniones por las que se están oponiendo y es súper valido. Vamos a tener todas las instancias que vienen hasta el proceso de pre adjudicación, de discusión de adjudicación del contrato y demás para poder enriquecer el proceso con todos los aportes que están haciendo acá porque son muy valiosos. No estamos votando una caja, estamos votando el inicio de una transformación que estamos convencidos/as quienes estamos por la afirmativa que va a marcar una instancia disruptiva en la historia de Moreno. Por respeto a la convicción con la que cada uno vota cada vez que lo hace, discutamos qué soñamos para Moreno, cómo nos imaginamos construirlo y cómo le ponemos el cuerpo en esta instancia que es la que tenemos como responsabilidad. Lo que estamos haciendo acá no es votar la construcción de una caja sino dar un paso en la construcción del sentido con el que soñamos, con el que nos imaginamos la política sino caemos sistemáticamente en el desprestigio y el desprecio de la labor política. Quienes somos funcionarios públicos tenemos la responsabilidad de pensar y ponerle el cuerpo a la construcción de un Moreno distinto, creo que todos/as los que estamos acá partimos de esa premisa para ejercer nuestra función por lo tanto no estamos votando cajas. Reivindiquemos en el ejercicio de nuestra tarea el debate público, político, la función y la militancia política, el ponerle el cuerpo a la cabeza a lo que uno sueña, podemos tener disidencias y pensar distinto, pero acá no estamos votando construir cajas acá estamos votando como nos imaginamos, como soñamos el Moreno que queremos construir y le estamos poniendo mucho esfuerzo, cariño y empeño a la idea de transcurrir ese camino».

AUDIO 2 FRANCO