Desalambrar

Noticias de Moreno y la Región


En una charla con Alejandro Robba, Vicerrector de la Universidad Nacional de Moreno salieron a flote las planificaciones estratégicas con una mirada hacia el territorio. Tomando como fuente de conocimiento a la universidad y con la idea de un Moreno distinto para quienes habitan este municipio y alrededores.

En primer lugar respecto a las clases presenciales destacó que: “En la universidad de Moreno y en todas las universidades siempre hubo clases no es que las universidades estaban cerradas, si se planificó a partir de la pandemia digamos de marzo del 2020 está mi bimodalidad con la cual todas las universidades tuvimos que salir un poco corriendo a ver cómo profundizamos y adelantamos todo lo que habíamos desarrollado en las universidades para dar clases no solamente presencial sino virtuales. Entonces primero decir, justamente muchos estaban diciendo en esto de que las universidad estaban cerrada. Por el otro lado sí, la Universidad Nacional de Moreno es una orgullosamente lo digo, de las universidades que más presencialidad tenemos en respecto a lo mejor otras universidades”, destaca Alejandro.

Esto se logró gracias a que se mantuvo el contrato académico que venían teniendo con los estudiantes. Cuando los mismos se anotaron para el comienzo del segundo cuatrimestre se pensaron varias opciones para las clases, ya sean totalmente virtuales, semi-presenciales y otras virtuales con encuentros. A partir de eso, los estudiantes se anotaron con esas modalidades, hoy en día hay 87 comisiones con aproximadamente 2.000 alumnos por semana que concurren a la universidad con algún tipo de presencialidad. “De a poco están viniendo a cursar, que eso es un 25 por ciento de aquellos alumnos que hoy están esté cursando en la universidad. Como yo te decía, el año pasado y este en la universidad nacional de moreno se cursó, es más tenemos 300 egresados de arquitectura. Empezaron los primeros estudiantes de arquitectura, ya egresados y de biotecnología. Son 300 estudiantes, otras carreras más, que se reciben en la pandemia”, remarca el Vicerrector de la UNM.

Respecto a las carreras que se destacan en la universidad con mayor matrícula, son tres: Contador Público, Trabajo Social y en el Departamento de Ciencias Aplicadas, se encuentra Arquitectura. En esta carrera en su mayoría son estudiantes de Moreno y partidos vecinos, que piensan proyectos para el territorio, y no proyectos para barrios cerrados en otro lugar.

Alejandro Robba señala que, “nuestra carrera de arquitectura tiene una estructura y tiene una dedicación que tiene que ver mucho con la vivienda que necesita el partido de Moreno, no es una vivienda que necesitan en otros lugares. Por eso la llamamos universidad territorial porque está de cara a nuestros territorios”.

En cuanto a la planificación no solo se proyecta la ampliación del campus sino que la universidad atraviesa en este momento el proceso de plan estratégico del año 2022 a 2027, son 5 años, es decir, un plan quinquenal para la universidad. No solo generando espacios para los estudiantes sino también contenidos. “Ya teníamos los planes anteriores pero este es el plan que más participación tuvo porque universidad, ya hoy tiene muchos actores, ya dejó de ser a lo mejor una universidad tan pequeña, vamos a presentar el primer borrador del plan estratégico 2022 a 2027 y lo vamos a dar a conocer a la comunidad, que muchos de esos trabajadores y trabajadores, docentes y estudiantes participaron en la conformación de ese borrador. Lo vamos a discutir y antes de fin de año lo vamos aprobar. Ahí va estar probado no solamente el desarrollo digamos de los edificios y de los metros cuadrados que se está agrandando en la universidad sino también el para qué de la universidad y hacia dónde vamos”.

Por otro lado, el Vicerrector Alejandro Robba comenta los proyectos a futuro y el despliegue territorial que desean realizar en la Universidad Nacional de Moreno: “Es una apropiación por parte de la comunidad universitaria de ese proyecto no solamente edilicio, sino también del futuro de la universidad. Ahí tenemos como vos bien decís que se ve en una publicidad que hizo la universidad hace poquito, el despliegue territorial en términos del campus y de la posibilidad de tener en poco tiempo, no quiero decir los años, porque bueno depende del financiamiento, una cancha importante de fútbol y para otros deportes, hasta una pileta. Pero lo que sí está más avanzado es un edificio que no está en el campus, es el laboratorio que está a punto de terminarse. Un edificio que no existe en muchos lugares y en muchos centros tecnológicos no existe ese laboratorio, nos falta un poquito para terminar, esperamos hacerlo a fin de año y también el llamado a licitación de un edificio gemelo al Dorrego, con más de 19 aulas, casi 2.000 metros cuadrados cubiertos y semi cubierto con lo cual no esto nos va a dar la posibilidad de poder albergar ahí mayor cantidad de carreras y mayor cantidad de alumnos y con los temas que vamos a seguir conviviendo creo que por un tiempo más de distanciamiento, también la posibilidad de que no estén los estudiantes uno tan cerca del otro como teníamos hasta el año 2019.”

La universidad tiene su eje principal que es la enseñanza, la función académica pero también tiene dos o tres funciones importantes como lo es la investigación, la extensión es decir, la relación con la comunidad y la vinculación tecnológica, que es la transferencia de lo que se hace en la universidad y se investiga al sector privado o público. Hoy en día continúa trabajando en proyectos financiados en diferentes áreas, trabajando con la Secretaría de Política Universitaria, con el Ministerio de Ciencia y tecnología, y con el Ministerio de Producción de la Nación y con la Provincia de Buenos Aires.